Todas nuestras pelotas están elaboradas y pintadas a mano, de caucho natural y pigmentos naturales, completamente biodegradables y sostenibles. Además son completamente herméticas y pueden sumergirse sin riesgo a que entre agua dentro, manteniéndose libre de moho y bacterias.